¿Está tu empresa lista para hacer Inbound Marketing? Blog Galanés de Comunicación

Ya hemos hablado en detalle sobre la nueva y revolucionaria metodología para atraer, conquistar y fidelizar clientes: Inbound Marketing. Sin embargo, antes de sumergirte por completo en este mundo, es fundamental, que te preguntes: ¿Está tu empresa lista para hacer Inbound Marketing?

Encontrar una respuesta a esta inquietud, es determinante para tomar la decisión de buscar una agencia certificada que planifique, estructure y ponga en marcha la estrategia para tu marca.

Para ayudarte a responder este interrogante, te compartimos 4 aspectos clave que debes evaluar sobre tu empresa, para determinar si está o no preparada, para hacer Inbound Marketing.

1. Imagen corporativa

No se trata de considerar si tu marca es fuerte y reconocida en el medio. Más bien, es cuestión de determinar si la imagen intencional y la comunicación que actualmente utilizas para relacionarte con tus stakeholders es la adecuada.

Pregúntate si tu marca proyecta credibilidad y comunica la verdadera promesa de valor de tu empresa; así como si está perfectamente alineada con los objetivos organizacionales.

Si después de un adecuado diagnóstico de identidad visual, se evidencia que a tu marca le falta expresar de mejor manera, la escencia de tu organización; es ideal empezar desde ya con el proceso de re diseño de identidad visual, para proyectar la imagen correcta. De esta manera, tu estrategia de Inbound Marketing tendrá más coherencia.

2. Madurez digital

Tener un sitio web bien construido, gestionar adecuadamente la comunicación de tu marca en redes sociales, contar con un boletín electrónico, publicar periódicamente entradas en tu blog; son solo algunas de las acciones de comunicación que determinan el nivel de madurez digital de tu marca.

Es importante tener cierto bagaje en los canales digitales, que le permita a tu marca un nivel mínimo de notoriedad en sus stakeholders. De esta manera, tu marca contará con una audiencia que consumirá los contenidos que genere desde el sitio web.

Uno de los indicadores que se emplean para medir el nivel de madurez digital de una marca es la cantidad de visitas únicas al sitio web. En ese sentido, un número de 3.000 visitas mensuales, se considera una buena cifra para empezar con un proyecto de Inbound Marketing.

3. Capacidad de inversión

Emprender un proyecto, cualquiera que sea, requiere de inversión. Y no hablamos solo de inversión en recursos financieros; también hablamos de inversión en tiempo, esfuerzo y trabajo de las personas involucradas.

El tiempo y la disposición que tengan los colaboradores de tu empresa es fundamental. Dispongas o no, de un departamento de marketing, siempre deberá existir por lo menos una persona con cargo de director o gerente, encargado de dar prioridad al proyecto y de trabajar en conjunto con la agencia que ejecutará la estrategia de Inbound Marketing.

En ese orden de ideas, tu empresa deberá asumir los costos de la planeación y ejecución de tu estrategia, los pagos a los medios digitales (Google, Facebook, Instagram, LinkedIn, etc); así como la anualidad de las herramientas especializadas para la ejecución de la misma.

Eso sí, ten presente que según Forrester Research, las empresas que hacen generación y automatización de Leads alcanzan 50% más ventas con un costo 33% menor. Es decir, con una estrategia de Inbound Marketing, tienes más posibilidades de obtener retorno de la inversión que haces, que con una estrategia de marketing tradicional. Con todo esto, la inversión es lo que menos debe generarte dudas.

4. Proyección a largo plazo

De seguro ya lo sabes, pero es necesario que lo recordemos y lo tengas claro. El Inbound Marketing es una estrategia efectiva que empieza a entregar resultados a mediano plazo. Construir una máquina de ventas no es una tarea inmediata, ni de poca monta. Por lo tanto, si eres de los que tiene claro que el ejercicio empresarial es una carrera de fondo, sabrás que debes plantearte seriamente empezar con tu estrategia de Inbound Marketing lo más pronto posible.

Esta metodología se centra en el proceso del comprador, jamás presiona a sus prospectos, solo intenta educarlos y los ayuda a avanzar en el proceso de compra hasta que se conviertan en una oportunidad de negocio.

Así que evalúa muy bien los tiempos de tu empresa, los objetivos organizacionales y la planeación de tu estrategia de marketing digital; así determinas si realmente tu empresa está preparada para hacer Inbound Marketing.

Conclusión

Cabe aclarar que si no cumples con todos estos aspectos, no es un impedimento para llevar a cabo tu estrategia de Inbound Marketing. Es simplemente un aviso, una oportunidad de mejora, para empezar preparado y con fuerza la estrategia de marketing de resultados.

Adicionalmente, ten presente que no se trata de qué producto vendas, ni si eres una pequeña empresa o si solo haces presencia en una sola ciudad. Se trata de proyectarte, de trabajar duro para facturar cada vez más y de elegir la mejor estrategia para conseguir cada vez más clientes.

Si aún te asaltan las dudas, nosotros podemos ayudarte. ¿Por qué? Porque también estuvimos en tu posición y sabemos cuántos “peros” debes tener en mente. Para finalizar, queremos regalarte este contenido, con el que encontrarás más respuestas.

Descubre cómo Inbound Marketing puede mejorar tus resultados AQUÍ

Jaime Leonardo Calderón Ardila
Galanés Agencia de Comunicación

Deja un comentario

Su dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *